Consejos para el mantenimiento de tus audífonos

Los audífonos tanto de pilas o recargables, los llevamos puestos una media de 12 horas al día, por lo que es muy importante realizar un mantenimiento rápido y sencillo.

El mantenimiento es importante para evitar que la cera o la humedad acumulada a lo largo de las horas, sean causa de un bajo rendimiento o disminución de sonido, pudiendo llegar a dañar el circuito interno de nuestros audífonos.

La eliminación y control de la suciedad diaria, es fundamental para todo usuario de ayudas auditivas pudiendo alargar la vida de los mismos.

Consejos para limpiar correctamente tus audífonos

Audífonos Retroauriculares miniRITE/BTE (detrás del oído):

Podemos realizar un mantenimiento básico y muy fácil a diario que no nos llevará más de 5 minutos con solo unos sencillos pasos.

Podemos usar toallitas húmedas sin alcohol o con un spray de limpieza para eliminar la cera de las tulipas siempre ayudándonos de un pañito para no mojar en exceso los auriculares.

Un cepillo para audífonos, con el que podremos extraer la cera y el polvo que se nos acumula en los micrófonos obturando el sonido.

Recomendamos realizar una limpieza básica diaria y verificar el estado de los filtros cada 30 días.

En el caso de utilizar moldes auditivos, aconsejamos limpiar al menos una vez a la semana de manera más profunda con ayuda de un recipiente de limpieza y unas pastillas efervescentes o bien con el líquido de limpieza o concentrado.

Para realizar el secado correcto del molde, nos ayudaremos con una perilla de secado para eliminar la humedad y limpiar el venting (ventilación del molde) con hilos de limpieza:

Recomendamos realizar una limpieza básica diaria.

 

Los audífonos intrauriculares ITC/CIC/IIC/ITE: (dentro del oído)

Los audífonos Intrauriculares, aconsejamos limpiarlos con ayuda de toallitas húmedas sin alcohol o un spray de limpieza con ayuda de un paño y un cepillo para extraer los restos de cera y suciedad, tanto de la carcasa como de los micrófonos externos, para evitar perder calidad de sonido y ayudar a prevenir infecciones sacando a tus audífonos un mejor partido.

Deberemos verificar el estado de los filtros y limpiar el venting (ventilación del molde) con la ayuda del hilo de limpieza cada 30 días.

El secado de los audífonos, es otro elemento fundamental para el correcto funcionamiento y alargar la vida de tus audífonos, evitando infecciones causadas por bacterias, ácaros y hongos que, aunque no los veamos suelen estar presentes en entornos húmedos.

Los audífonos los llevamos puestos diariamente exponiéndolos a la humedad y al sudor, para ello disponemos de dos tipos de sistemas de secado (manual y electrónico) que nos ayudarán a evitar el deterioro causado por humedad y el exceso de cera.

Consejos para elegir el deshumidificador más adecuado para tus audífonos

Deshumidificador electrónico:

Es el sistema más usado por deportistas o niños, ya que suelen estar en constante movimiento y personas con una mayor sudoración.

El deshumidificador electrónico, es una cajita conectada a la corriente que genera calor manteniendo una temperatura constante de 45º que con ayuda de un ventilador de aire forzado elimina la humedad de una forma segura sin dañar tus audífonos.

 

Si Necesitamos de una desinfección más profunda, disponemos de deshumidificadores con rayos UV-C, que además de deshumidificar con un ventilador de aire forzado, elimina el 99% de las bacterias y hongos.

Gracias a su potente luz, ayuda a reducir las infecciones del canal auditivo.

Para personas con implante coclear o que necesitan una mayor potencia, recomendamos deshumidificadores que actúan a través de un ventilador con aire forzado con ayuda de una pastilla deshumidificadora, que además de secar, neutraliza el olor producido por los restos de cera y sudor que acumulamos a lo largo del día.

Recipiente de secado:

Otra alternativa de secado más sencilla para las personas con baja sudoración es utilizar un recipiente con tapa hermética, en el cuál se introducen unas pastillas deshidratantes para absorber la humedad acumulada en el interior de tus audífonos a lo largo del día.

Las pastillas deshumidificadoras a medida que van perdiendo su capacidad de absorción irán cambiando de color.

Hay dos tipos de pastillas. Es aconsejable sustituir las pastillas pequeñas cada quince días y las pastillas más grandes cada 3 meses, para garantizar su correcto funcionamiento.

Recomendamos el uso diario en ambos sistemas de secado manual o electrónico, preferiblemente por la noche.

Deberemos extraer la pila de los audífonos dejando así el portapilas abierto, en el caso de los audífonos recargables apagaremos el dispositivo y lo introduciremos en la cajita deshumidificadora.

Limpieza electrónica de audífonos

Para una limpieza más profunda y desinfección tanto de los moldes auditivos como de las tulipas, tenemos dispositivos que eliminan el 99% de las bacterias y hongos que se acumulan en sus audífonos después de su uso.

Disponemos de un sistema electrónico de limpieza (PerfectClean) que funciona con una recarga de líquido de limpieza con desinfectante para eliminar la cera más adheridas a las tulipas u moldes.